Mises Wire

Home | Wire | Paul Krugman aprende la lección equivocada sobre Dinamarca

Paul Krugman aprende la lección equivocada sobre Dinamarca

  • flag_dannebrog_denmark_danish_sky-900352_1.jpg
0 Views

Tags Gran GobiernoSocialismoOtras Escuelas de Pensamiento

Paul Krugman ha descuartizado números al escribir sobre política fiscal en países como Francia, Estonia, Alemania y el Reino Unido.

Hoy, vamos a leer sus escritos sobre Dinamarca.

Aquí hay algo de lo que escribió a principios de este mes.

Dinamarca puede enseñarnos ... sobre las posibilidades de crear una sociedad decente. ... Dinamarca, donde los ingresos fiscales son del 46 por ciento del PIB en comparación con el 26 por ciento en los EE.UU., es posiblemente el país más socialdemócrata del mundo. De acuerdo con la doctrina conservadora, la combinación de altos impuestos y ayuda a los "beneficiarios" realmente debe destruir los incentivos tanto para crear empleos como para tomarlos en cualquier caso. ... lo que Dinamarca muestra es que se puede ejecutar un Estado de Bienestar mucho más generoso que nosotros, más allá de los sueños más descabellados de los progresistas de EE UU y aún así tener una economía altamente exitosa. De hecho, mientras que el PIB per cápita en Dinamarca es más bajo que en los EE. UU., básicamente debido a las horas de trabajo más cortas.

Y esto es lo que escribió hace un par de días.

La política estadounidense ha estado dominada por una cruzada contra el gobierno grande; Dinamarca ha adoptado un papel expansivo del gobierno, con un gasto público de más de la mitad del P.I.B. Los políticos estadounidenses temen hablar sobre la redistribución del ingreso de los ricos a los menos favorecidos; Dinamarca se involucra en tal redistribución en una escala inimaginable aquí. ... La ideología conservadora dice que las elecciones políticas de Dinamarca deberían ser desastrosas, que la hierba debería estar creciendo en las calles de Copenhague. ... Pero si Dinamarca es un infierno, está haciendo un muy buen trabajo al ocultar ese hecho: yo estaba allí, y luce terriblemente próspero. ... El simple hecho es que la vida es mejor para la mayoría de los daneses que para sus contrapartes en los Estados Unidos.

Curiosamente, Krugman reconoce que Dinamarca no es realmente socialista. En cambio, simplemente tiene un gran Estado de Bienestar.

¿Pero Dinamarca es socialista? ... Dinamarca no se ajusta en absoluto a la definición clásica de socialismo, que implica la propiedad gubernamental de los medios de producción. Es, en cambio, socialdemócrata: una economía de mercado donde las desventajas del capitalismo son mitigadas por la acción del gobierno, incluida una red de seguridad social muy fuerte. ... El simple hecho es que hay mucha más miseria en Estados Unidos de lo necesario. Todos los demás países avanzados cuentan con atención médica universal y una red de seguridad social mucho más sólida que nosotros.

Él piensa que eso es algo bueno, por supuesto, y estaba haciendo el mismo argumento (usando el mismo título) en 2015.

... los daneses hacen muchas cosas bien, y al hacerlo refutan casi todo lo que dicen los conservadores de EE UU sobre economía. ... Dinamarca mantiene un Estado de Bienestar, un conjunto de programas gubernamentales diseñados para proporcionar seguridad económica, que está más allá de los sueños más descabellados de los liberales estadounidenses. ... las familias en edad de trabajar reciben más de tres veces más ayuda, como parte del P.I.B., que sus contrapartes de los EE UU. Para pagar estos programas, Dinamarca recauda una gran cantidad de impuestos. ... En general, la recaudación de impuestos de Dinamarca es casi la mitad del ingreso nacional, en comparación con el 25 por ciento en los Estados Unidos. ... Es difícil imaginar una mejor refutación de la doctrina económica anti-impuesto y anti-gubernamental, que insiste en que un sistema como el de Dinamarca sería completamente inviable.

Por lo que puedo decir, todos sus números sobre Dinamarca son precisos pero su análisis es incorrecto.

Él quiere que los lectores crean que la lección de Dinamarca es que no hay consecuencias económicas adversas cuando las naciones imponen un gran Estado de Bienestar y altos impuestos.

Pero eso no es lo que nos dice la historia económica danesa. Al igual que con otras naciones nórdicas, Dinamarca se convirtió en una nación rica cuando el gobierno era relativamente pequeño y los impuestos eran modestos.

Y sabemos por datos históricos que el desempeño económico se debilitó significativamente después de que se aumentó la carga fiscal del gobierno.

Denmark-Sweden-Welfare-State-Growth_0.jpg

 

Además, los legisladores están tratando de restringir el gasto del gobierno.

Un economista danés, Otto Brøns-Petersen, tiene una excelente descripción de la historia económica de Dinamarca.

Lo primero que se debe tener en cuenta es que Dinamarca, al igual que los otros países nórdicos, tiene mercados bastante libres, además de las transferencias del Estado de Bienestar y el alto consumo del gobierno. Tienden a obtener clasificaciones bastante altas en las medidas de las economías más libres del mundo. ... La protección de los derechos de propiedad y la integridad del sistema legal son muy altos según los estándares internacionales, como lo es la solidez del sistema monetario ... Dinamarca tiene una larga tradición de libre mercado ... Los mercados de crédito están entre los menos regulados internacionalmente. Durante la reciente crisis financiera, los contribuyentes no tuvieron que subsidiar a los bancos y se permitió que algunos bancos fallaran. El mercado laboral danés es muy flexible: no existe un salario mínimo legislado y existen pocas restricciones para contratar y despedir.

Aquí está la parte que se debe de leer.

Dinamarca no se convirtió en un país rico recientemente. ... El PIB per cápita danés en comparación con otros países alcanzó un máximo de 40-60 años atrás ... Dinamarca alcanzó y superó a la "vieja Europa" en los años cincuenta, mientras que redujo su brecha con EE UU y otros descendientes occidentales hasta principios de la década de 1970, cuando el proceso de ponerse al día se detuvo. ... En el momento Dinamarca se hizo rico en relación con el resto del mundo, no era un Estado de Bienestar. De hecho, Dinamarca ha sido históricamente un país de bajos impuestos según los estándares internacionales. Hasta la década de 1960, la relación entre el ingreso fiscal danés y el PIB estaba en el mismo nivel que EE. UU., y era más bajo que el de los británicos.

Desafortunadamente, la política giró en la dirección equivocada a fines de la década de 1960, con consecuencias muy adversas.

La fuerte divergencia en el nivel impositivo danés realmente ocurrió en la segunda mitad de la década de 1960, cuando primero un gobierno de coalición de izquierda y luego uno de derecha aumentaron la proporción de impuestos a PIB en alrededor de diez puntos porcentuales. ... el gasto del gobierno fue en gran medida impulsado por los aumentos en los ingresos fiscales derivados de la introducción del IVA y la retención de impuestos sobre los ingresos salariales. ... el Estado de Bienestar atrajo nuevos clientes y se agregaron nuevos programas, la crisis económica condujo a un aumento del desempleo ... A principios de la década de 1980 la economía estaba en muy mal estado, con un alto desempleo, una espiral de deflación inflacionaria, un enorme y creciente déficit gubernamental.

No puedo evitar llamar su atención sobre la observación de Otto sobre cómo el IVA permitió una carga de gobierno mucho mayor.

Pero no nos desviemos.

Este gráfico muestra cómo la carga tributaria en Dinamarca divergía de los Estados Unidos.

skattetryk.jpg

 

Entonces, ¿cuál es el resultado final?

Dinamarca primero se hizo rica, y luego introdujo los programas, que conforman el estado de bienestar. El enorme aumento del gasto público ha estado acompañado de profundos problemas estructurales, que han obligado a reformar la economía y el estado de bienestar de Dinamarca desde entonces. Difícilmente puede afirmarse que la introducción del estado de bienestar hizo a Dinamarca rica; más bien fue al revés. Dinamarca primero se hizo rica, y luego las autoridades comenzaron a redistribuir parte de la riqueza.

Amén. Hice el mismo punto en 2011.

Escribiendo para PJ Media, Tyler O'Neil revisa lo bueno y lo malo en Dinamarca y también se hace eco del análisis de Otto.

Sin embargo, una mirada más profunda a la historia y actualidad de Dinamarca y los países vecinos cuenta una historia diferente. Es posible que los beneficios de estos países provengan de sus pasados en el libre mercado, no su breve relación con el gran gobierno. ... Durante la década de 1900 y después de la Gran Depresión, el pequeño gobierno y los mercados libres de Escandinavia fomentaron una cultura de trabajo duro que dio enormes dividendos en términos de prosperidad.

Desafortunadamente, desde hace aproximadamente 50 años, Dinamarca (como muchas otras naciones en la región) adoptó un Estado de Bienestar costoso. Con malos resultados.

... la expansión de los Estados de Bienestar de los años 1960 a 1990 retuvo a los países nórdicos. Después de su experimento con los Estados de Bienestar socialistas, "los ciudadanos nórdicos ahora tienen niveles inusualmente altos de ausencia por enfermedad (a pesar de ser sociedades sanas), alto desempleo juvenil y un historial pobre para integrar a los inmigrantes a la fuerza de trabajo", explica Sanandaji. El gobierno grande ha debilitado la sólida cultura que permitió a los Estados de Bienestar en primer lugar ... En 2013, aproximadamente 240,000 personas - nueve por ciento de la fuerza de trabajo potencial - estaban recibiendo cheques de incapacidad, y aproximadamente 33,500 de ellos tenían menos de 40.

Estoy de acuerdo completamente. El Estado de Bienestar de Dinamarca ha creado un problema. En pocas palabras, hay demasiadas personas que dependen del gobierno en comparación con la cantidad de contribuyentes que financian el gobierno.

A veces uso el ejemplo de cuántas personas están tirando de la carreta en comparación con la cantidad de personas que viajan en la carreta. La versión danesa usa naves vikingas.

Afortunadamente, ahora hay un esfuerzo por retroceder en la dirección correcta.

Dinamarca ahora supera a los Estados Unidos como un buen lugar para hacer negocios. ... En 2013, redujo los planes de jubilación anticipada y redujo el plazo de los beneficios por desempleo de cuatro años a dos. ... En los últimos años, todos los países nórdicos han disminuido sus tasas de impuestos corporativos, cada uno es más bajo que en los Estados Unidos. También apoyan el libre comercio, a diferencia de los socialistas estadounidenses.

Veamos algunos ejemplos específicos de cómo Dinamarca está tratando de deshacer el daño del gobierno excesivo.

Bloomberg informó el año pasado sobre el esfuerzo continuo para reducir la carga fiscal de la nación.

Cuando un gobierno europeo aumenta la edad de jubilación y hace recortes a los programas de asistencia social, generalmente se debe a las finanzas calamitosas. En el caso de Dinamarca, es debido a la ideología. ... El impulso del nuevo gobierno es el deseo de financiar una ronda importante de recortes de impuestos sobre la renta. "Queremos promover una sociedad en la que sea más fácil mantenerse a sí mismo y a su familia antes de entregar una gran parte de sus ingresos para financiar los costos de la sociedad", escribió el gobierno del primer ministro Lars Lokke Rasmussen en su manifiesto. Todo es parte de una deriva danesa hacia la derecha política ... Las reformas introducidas por los sucesivos gobiernos a lo largo de los años han garantizado que el costoso Estado de Bienestar de Dinamarca sea sostenible en los próximos años, dice Torben M. Andersen, profesor de economía en la Universidad de Aarhus. y un ex consejero del gobierno. Estos incluyen elevar la edad de jubilación a 67 años de 65 años para 2025.

Dinamarca también está reduciendo los subsidios a la universidad.

Como uno de los pocos países que ofrece clases gratuitas a estudiantes universitarios, Dinamarca otorga a los estudiantes una enorme libertad ... Pero algunos daneses, especialmente ciudadanos mayores que ya están en la fuerza laboral, dicen que la libertad adicional puede eliminar un sentido crucial de urgencia para los veinteañeros en convertirse en adultos El país ahora se ocupa de "estudiantes eternos", personas que permanecen en la universidad durante seis años o más sin ningún plan de graduación, únicamente porque no tienen ningún incentivo financiero para irse. ... El país ha logrado avances para contrarrestar a los estudiantes eternos. En 2015, el gobierno danés propuso y aprobó una enmienda a la Reforma del Progreso del Estudio ... Jakobsen dijo que la enmienda definitivamente ha reducido la tendencia de los estudiantes de eternidad.

Ahora vamos a mi contribución a esta discusión.

Hace algunos años, creé un "espectro de estatismo" para mostrar cómo difieren los países al considerar la libertad económica total (política fiscal, política comercial, política regulatoria, política monetaria y calidad del gobierno).

The-Statism-Spectrum1.jpg

Y señalé que las naciones con cargas fiscales onerosas aún pueden tener un rango relativamente alto si tienen un enfoque muy favorable al mercado en otras áreas.

Pero tengo que confesar que mi espectro fue un ejercicio al aire libre. Simplemente dibujé una línea y luego agregué seis países.

Es hora de un poco de rigor. Descargué los últimos puntajes de Economic Freedom of the World del Instituto Fraser y creé este cuadro que muestra la clasificación relativa de todos los países (dividido por categoría). Como puede ver, los Estados Unidos y Dinamarca están ambos en la categoría superior y ambos tienen niveles muy similares de libertad económica general.

Aug-20-18-Denmark-v-US.jpg

Y para poner esos números en contexto, este es el mismo cuadro, pero también muestra a Francia, Grecia y Venezuela.

Aug-20-18-Denmark-v-US-v-Others.jpg

En otras palabras, hay mucho que admirar de Dinamarca. Sí, los impuestos son onerosos y la carga del gasto sigue siendo demasiado alta, pero, no obstante, es uno de los países más orientados al mercado en el mundo debido a las políticas de laissez-faire en otras áreas.

Mi conclusión es que Paul Krugman tiene razón al alabar a Dinamarca.

Mi única queja es que le gusta lo único que están haciendo mal y pasa por alto todas las cosas que hacen que el país sea un éxito relativo.

Además, ignora todos los esfuerzos recientes para reducir la carga fiscal del gobierno, probablemente porque eso requeriría que reconozca que los grandes sectores públicos son malos para el crecimiento.

 

Daniel J. Mitchell is a top expert on fiscal policy issues such as tax reform, the economic impact of government spending, and supply-side tax policy. He holds a Ph.D. in economics from George Mason University. His blog is Liberty – Restraining Government in America and Around the World.

Note: The views expressed on Mises.org are not necessarily those of the Mises Institute.
When commenting, please post a concise, civil, and informative comment. Full comment policy here

Add Comment

Shield icon wire